Make your own free website on Tripod.com

Clínicas de ajedrez

Una "clínica" es la parte práctica del ejercicio de un arte curativo. Cuando, luego de auscultar la deficiencia se pone a disposición del paciente la receta práctica que le llevará a la curación. Cuando se detectan las deficiencias de un jugador, es necesario darle, luego de una ajustada evaluación, los métodos con los que superará el estado con que se presentó ante quién lo observa. Ese compromiso deseamos asumir en esta sección. El de solucionar aspectos prácticos de las deficiencias del juego. Exige el compromiso, el coraje y la correspondencia. Por ello es que aquí realizaremos un servicio. Darle a cada persona que lo solicite la posibilidad de ver seriamente y en qué dirección se hallan sus posibilidades, es posible hacerlo con instrumentos personalizados. El trabajo con esta temática me ha dado muchas satisfacciones durante 6 años. Un servicio a la comunidad universitaria en desarrollo de cualquier tipo de ajedrecistas.

QUÉ QUEREMOS CON EL AJEDREZ PARA LOS ESTUDIANTES

Una actitud pedagógica principal es tener un ideario para ofrecer claro un servicio através de una propuesta en determinado ámbito. El recurrir a cuestiones principistas es siempre un punto de referencia. La actitud humilde de verificar cada tanto si estamos cumpliendo con las propuestas que sustentamos y cómo lo estamos haciendo es determinante de la validez de un trayecto de enseñanza - aprendizaje. Aquí expongo nuestro ideario que, a su vez, propongo a cada padre de cada nuevo alumno, de cada nuevo curso y a cada alumno, aunque a veces no entienda el vocabulario. Para hablar con ellos de cada palabra habrá siempre un tiempo especial y más profundo para la elucidación en el futuro. Deseo compartir esto que constituye un marco con otros profesores o participantes de la actitud de transmitir el ajedrez como herramienta de superación individual y grupal.

En General deseamos:

- Que los jóvenes, a través del aprendizaje del ajedrez sistemático y programado descubran sus habilidades intelectuales. - Que aprendan a aceptar que no todas las actividades de recreación y juego se satisfacen con el deporte de fuerza o actividad física, ni tampoco con los, muy frecuentemente alienantes, pasatiempos electrónicos. -Que participando de un deporte que no los limita para compartirlo con sus mayores, les permite una madurez de intercambios sociales de mayor envergadura. - Que el ajedrez, por su raigambre cultural e inserción en todo el mundo, les abra una visión más amplia de sus posibilidades. - Que sus potenciales obtengan un respaldo de la comunidad que los responsabilice de trasmitirlos a sus pares. - Que aprendan a transferir habilidades adquiridas en el juego a todos los dominios en que se encuadren sus progresos y motivaciones. - Que encuentren, en el método de estudio del juego, las enseñanzas de conductas que, a veces, faltan en el desarrollo curricular de las escuelas. - Que, por comprender su propio valor medible en el deporte, logren la valiosa autoconfianza que propicia el superar dificultades en todas sus actividades

En las escuelas proponemos:

- Que, con frecuencia adecuada, practiquen aprendizajes del juego, según su edad, para obtener una base de conocimientos que les permita ir descubriendo una trayectoria de progresiva e ilimitada dificultad en el modelo de aprendizaje. - Que enmarquen la operatoria del ajedrez en actitudes similares en otros vocabularios como el de las matemáticas o de la lengua, complementándola con la rica propuesta de juegos de valor en la solución de problemas. - Que el pensamiento lateral, la memoria visual, la deducción o el pensamiento analógico sean conductas habituales frente a la resolución de problemas. - Que aprendan a obtener serenidad en sus decisiones y respuestas más claras frente a cada situación particular en sus vidas. - Que los padres y maestros obtengan datos valiosos sobre sus respuestas psicológicas medibles a través del juego.

En los talleres especializados aspiramos a:

- Que estudien con técnicas de alto valor la teoría del juego y aprendan a transferir mecanismos intelectuales progresivamente complejos. - Que aprendan a investigar, con método, la teoría, la historia y la filosofía del ajedrez, apreciando un legado cultural que tiene varios siglos. - Que adopten toda la tecnología de uso de bases de datos y comunicación, e idiomas, que usa el ajedrez motivándolos para estudios superiores en un mundo intercultural. - Que dominen, después del juego, sus estados superiores de la mente, para su independización de lugares comunes e ideas impuestas. -Que se organicen y motiven grupalmente junto a otros jóvenes participando frecuentemente de actividades y torneos en la provincia, el país y el mundo.

Me propongo realizar la tarea con un equipo profesional de frente a quién tenga la necesidad, voluntad y gusto de observarse a sí mismo frente a su intelecto pensante y productivo en el ajedrez. Hallar la semilla no cultivada de sus grandes posibilidades, el consejo práctico, la recomendación útil a través de las posibilidades, serán el objetivo.

Bienvenidos a este proyecto que uno puede programar en beneficio propio!